miércoles, 9 de diciembre de 2015

El Régulateur du Maçon, y los fantasmas del GOdF...

 
INTRODUCCION.-

Lo cierto es que tras todos estos años, desde que creció mi preocupación por los temas rituales y me encontré con el Régulateur du Maçon  empezando  a desarrollar de manera incipiente el estudio de dicho ritual, sus procedencia y su proyección, pasando por la creación al cabo de un tiempo el Circulo de Estudios de Rito Francés Roettiers de Montaleau, dando con ello  nacimiento a una serie de traducciones de los rituales de Aprendiz, Compañero, Maestro y Banquetes, (Régulateur) los cuales vertimos al  castellano, siendo estas publicaciones debidamente anotadas y comentadas para uso y conocimiento del publico de habla castellana

Desde ese preciso momento, puedo decir que  ha  ha corrido mucha tinta y  hubo de pro medio muchas refriegas..

Y la verdad es que  nunca supe muy bien porque nuestro trabajo despertó tantas reticencias  y críticas  en general procedentes del  ámbito del  Gran Oriente de Francia, con una fuerte reacción adversa proveniente de algunos de sus más preclaros intelectuales y estudiosos, que no vieron ni en nuestro grupo ni en nuestra labor  una loable labor de promoción de un Ritual que había postergado al olvido.

La reacción española era entendible por las guerras  personales a modo de guerras de guerrillas masónicas, tal vez porque se creía que  había que ir  a la ocupación del espacio del Rito Francés, y en cuyo fragor estaban metidos muchos hermanos,  como si en ello les fuera la vida,  armando para su defensa y ataque  plataformas como los blogs  Mandiles Azules  o Desde el Rito Francés, que fueron en ocasiones no plataformas de información, sino más bien contra información, cuando no armas letales contra personas y proyectos. A veces me pregunto que será de aquella buena gente... seguirán en la militancia activa del Rito Francés?

Como ya he dicho la reacción masónica española  hay que entenderla en el contexto masónico de entonces, donde lo heterodoxo, o lo que se abandonaba era producto de conjura conspicua, cuando no  de combate o invisibilización, que de todo ha habido.

En todo caso gracias a todos esos encontronazos hemos llegado a donde hemos llegado, a estar siete años en este candelero del Rito Francés y el Rito Moderno, y constituyéndonos en un referente internacional de primera magnitud, avalado por las visitas y demanda de información.

UN POCO DE HISTORIA

Lo que ya no entendí muy bien fue la reacción del Gran Oriente de Francia en su conjunto (estamentos y Hermanos)   en tanto que estábamos manejando uno de los más preclaros referentes  rituales codificados en el seno del  Gran Oriente de Francia, llevado a cabo por la acción de Roettiers de Montaleau y su equipo, lo cual dió como resultado en el trabajo decodificación de los rituales de los «Modernos» del siglo XVII y XVIII al Régulateur du Maçon.

Y ese gran trabajo de recopilación y usos dio como resultado de lo que para mi es la obra ritual más neutra posible dentro de la peculiar y singular idiosincrasia del Gran Oriente de Francia que años más tarde echó por la borda  todo ese trabajo y proyección en pro de una reforma deísta de gran calado como fue  la reforma ritual de Murat (1850) asentando un proceder,  que calificaría de nefasto, en torno al rito Francés, al abandonar a su suerte el Régulateur, buque insignia no solo del GOdF sino en la proyección  ritual  este fuera del hexágono: Portugal, Brasil , Países Bajos. etc

Esa deriva de continuas  reformas vendrían de la mano  bien del positivismo variopinto de Blatin y Amiable, y concluiría con una búsqueda simbólica más neutral que neutra  que desarrolló A. Groussier a lo largo de tres grandes reformas, las cuales pasados los años han ido desembocando en la confección in expreso  del amplio catalogo  de los llamado rituales de Referencia del Rito Francés del GOdF.

Nada que reprochar, cada uno hace de su capa un sayo, aunque no entiendo que otras obediencias masónicas externas al quehacer y entender ritual del GOdF adoptaran la ritualidad Groussier  e incluso adoptando los rituales de Referencia, ya que  dicha acción es como «la vida de otros» que ni les pertenece, ni se ha vivenciado, ni es consustancial más allá de la teorización con hechos tan singulares como los que ha vivido el GOdF, cuya ritualidad es un  expresión propia que lo singulariza y y más aún a través de los rituales  de Referencia..  Pero bueno, allá cada uno con sus adopciones ...

LOS  FANTASMAS

Lo que vengo a explicar tras todo este desarrollo a modo de  preámbulo viene como complemento a la explicación acerca del abandono y reacción de querer sacar del ostracismo y del olvido un trabajo que considero pleno y actual  como es el Régulateur du Maçon.

En parte esa reacción contra nuestro trabajo, quitado las fobias y las filias personales, viene más bien de uno de los fantasmas que más se teme dentro del Gran Oriente de Francia, que es la presencia del deísmo en sus rituales, por tanto leyendo un nuevo trabajo sobre las Ordenes de Sabiduría en el Rito Francés que se ha publicado no hace mucho en Francia, descubro el fantasma que ha recorrido buena parte del periplo circunstancial del Régulateur de unos años acá, y  cuyo libro viene a dar claridad  cerca del porqué el rechazo que provocó y provoca  tal ritual, nacido, por otro lado,  de las mismas entrañas del Gran Oriente de Francia, y que paradójicamente solo practican en la obediencia apenas una docena de logias,  de las 1.050 que tiene trabajando el GOdF en Rito Francés.

Está claro que por el camino que se ha recorrido se ha perdido la referencia «moderna» que aún queda impresa en el eje vertebral de los rituales Groussier y de Referencia, pero el hexágono masónico del GOdF es incapaz de asumir  la intromisión de lo extranjero, por tanto el rito inglés de los «modernos» no pudo quedarse tan solo en Moderno, pues ello recordaba otros tiempos y otras latitudes, sino que tuvo que se francés, de ahí que con las diversas derivas habida este  fuese perdiendo el nombre para quedarse con el alias territorial, el cual se ha acuñado, a más no poder y a  macha martillo, Rito Francés,  y solo se ha sacado  otras denominaciones,  cuando empezaron a revindicar el Rito Moderno.

Este es otro de los fantasmas que recorre todos los veneros subconscientes  del quehacer masónico de GOdF, lo cual les hace perder pie en la proyección de la tradición,  y por tanto huyen como de la peste, en eso de tener en su haber un Rito de Fundación, porque ello les parece que es echarse  de nuevo en los brazos anglosajones. Lo «gabacho» les pierde.

Pero esta tampoco ha ido la esencia del encontronazo con el GOdF, sino otro fantasma aun muy presente, el cual recorre de Este a Oeste y de Norte a Sur todas las bancadas del GOdF y ese  fantasma es la base de la defensa laica de la estructura  que llega incluso a  los rituales.

La sola mención del GADU, sin mucho más peso que su dicción un tanto, al menos a mi juicio «neutra» , en los distintos rituales del Régulateur, les ha hecho reos de  la laicidad pregonada desde 1905 , de lo cual se ha hecho garante de dicho principio así como de los valores republicanos el propio GOdF.

Esa lucha por desechar de su seno todo aquello que tuviera resonancias deístas, aunque solo fuera la mención del GADU, en el Régulateur,  la cual se puede obviar sin que la estructura ritual sufra un ápice,. o se desfigure tal ritual, ya que no bebe más de lo necesario de las bases judeo cristianas tal y como lo hacen todos los rituales, eso sí unos con más fuerza y proyección que otros.

Ese viejo fantasma de guillotinar toda referencia deísta fue lo que hizo que en la década de los años 90 se diera la carrera hacia una laicización de los rituales de las Ordenes de Sabiduría, que por ejemplo para no tener que enfrentarse con el grado de  Caballero Príncipe Rosacruz, por sus consonancias monárquicas y crsitianizantes, se fue a la descomposición del IV Orden de Sabiduría,  tomando como modelos de Referencia  los grados de Perfecto Masón Libre, Masón  Heredón de Kilwining  y Perfecto Gran Comendador del Templo, sin que por ahora entremos en las reminiscencias de unos grados y otros, como el  de Heredón de Kilwining, aunque se ha considerado que el impacto siempre será menor que el  grado Rosacruz , cenit de la masonería francesa de los Altos Grados , al menos para la mentalidad francesa.

Por tanto editar  por nuestra parte los rituales en castellano del Régulateur du Maçon, para algunos Hermanos e Instituciones, no era otra cosa que andar por los pasillos de la Rue Cadet, sede del GOd F agitando el espantajo deísta, o al menos eso parece que han creído los Hermanos franceses del GOdF , muy atrincherados en función de las pujanzas y querencias simbólicas que les venían, y les vienen del suroeste francés, que no sé porque extraña razón  parece ser  la sede de los fantasmas más  tradicionalistas.

Personalmente creo que los Hermanos franceses del GOdF, en líneas generales desconocen no solo el Régulateur, sino toda la línea de rituales «pre y modernos» y a esa conclusión he  llegado tras comprobar la falta de definición conceptual a la hora de clasificar y ubicar los diversos ritos y rituales «Francés» , y que según de que autor se trate o de que obediencia, no siempre dichas denominaciones  tienen la misma correspondencia, por tanto el trabajo en pro de una laicización les lleva a cuestiones paradójicas, que se dejan notar sutilmente en la vigilancia de la no presencia del GADU, y luego se les cuelan en los rituales de Referencia  del Rito Francés  fruto de la pujanza, formación y madurez del REAA , cuestiones como la cuerda al cuello en las iniciaciones, o se sigue utilizando las barrocas cámaras de reflexiones tipo -REAA, o el uso  columnas y  luces , que tantas veces hemos ido tocando en este y otros blogs anexos.

Llegando así al nacimiento de un axioma  la consideración subliminal en el seno de la membresía del GOdF , al indicar que tras la Maestría, sí uno quiere crecer (espiritualmente) lo debiera  hacer a través de la adscripción a los Altos Grados del REAA, que son mayoría en el GOdF, aunque resulte un tanto paradójico a ojos externos.

A veces tras  observar tanta lucha de clases, grupos y grupúsculos, en torno al tema de la laicidad en el seno de la masonería francesa, me pregunto al ver algunos aditivos  simbólicos en cuellos y muñecas, sino estaremos ante una seudo membresía espiritualizada por la reforma laica que matan moscas a cañonazos, mientras por la puerta de atrás se le trufa la ritualidad «moderna» o lo que queda de ella  con simbólicas más deístas que poner o quitar un GADU.

Porque creo que se desconoce en gran parte la propia producción ritual, fruto de la cual tenemos el Régulateur, que como herramienta «neutra» si se hubiera trabajado  sobre él sin fantasmas deístas y tradicionalistas, a buen seguro que otro galo cantaría, y habría menos fantasmas por los pasillos de la Rue Cadet, pues bajo esas premisas ahora se entienden muchas cuestiones.

UN TAF   Víctor Guerra


lunes, 16 de noviembre de 2015

LA SABIDURÍA DEL RITO FRANCÉS: Vista desde la Regularidad

Thomas
El rito Francés no está fundado sobre la adquisición de conocimientos.. un corazón duro seco   no accede a la iniciación en el Rito Francés, (P. Thomas)

En líneas generales la bibliografía disponible sobre rito Francés, se puede decir que es aún escasa y casi toda ella está en francés, a excepción de aquello que hemos ido generando en castellano, los autores vinculados al Circulo de Estudios de Rito Francés Roéttiers de Montaleau ,   cuyo bagaje bibliográfico he ido reseñando en este mismo blog y los textos que se van publicando en las diferentes plataformas y blogs como Rito Francés, Racó de la Llum, etc

En la órbita del hexágono se vienen publicando algunas cosas, unas interesantes como el libro de Philippe Michel : Rite Français d´origine 1785, aunque viendo lo último que se ha editado  da la sensación de que el Rito Francés, tuviera como poco recorrido, y solo estuviera referido a los temas históricos y sus cuitas durante el siglo XVIII y el siglo XIX, y que estas fueran habas contadas, pues se repiten una y otra vez las mismas claves, y por lo publicado pareciera que  lo interesante fuera desde 1998, en adelante.

Sin embargo cuando uno se sale del carril de  esta nueva ola de historiadores orgánicos que se vienen dando en el panorama del Rito Francés,  de ellos hablaré en otro post, uno se da cuenta de que más allá del GCGRF-GODF,  hay vida y profundización sobre el rito fundacional de la masonería.

Y ese núcleo de reflexión se halla,  a pesar de la distancia, programática y de orientación, que pueda tener,  en el trabajo de Philippe Thomas, que el 2009 nos ofrecía este trabajo titulado la "Sagesse  du Rite Français",

Siento que esta pequeña obra,  sea poco menos que inencontrable, pues es un libro realizado y editado  exclusivamente  para uso de  los miembros del Gran Chapitre Français, del cual en esos momentos era P Thomas  Supremo Comendador el autor, siendo tambien extensible el ambito a la Gran Logia Nacional Francesa (GLNF).

A Philippe Thomas se le considera dentro del Rito Francés, como uno de los renovadores del rito dentro del desarrollo de recuperación que se dio a partir de la década del año  1950, eso sí acción  enmarcada en el ámbito de una recuperación  que desembocaría por el rol de algunos personajes, en  una visión del rito desde la "regularidad".

P- Thomas no es  desconocido dentro del mundo historiográfico del Rito Francés, pues de su mano podemos contar hoy con un trabajo, publicado también en el 2009, titulado: Status, Reglements et rituels des Ordres de Sagesse du Rite Français, pour le Chapitre de Moutiers (facsimil  de un manuscrito de 1784 y que publicó Editions La Hutte.
No deja de ser curioso, y esto viene a refutar lo expuesto sobre las funcionalidades de los  autores orgánicos, puesto que  P. Thomas, en la nueva obra  sobre las Ordenes de Sabiduría, publicado recientemente por historiadores del GOdF,  este no aparece ni en la referencia bibliográfica y en el texto sobre el nacimiento y desarrollo del Rito Francés, Una cierta manía esta de la  invisibilización histórica que va siendo toda una corriente dentro del quehacer de  algunos historiadores.

Y tampoco le hace falta dada su gran peso y calidad,  pues  el texto de P. Thomas pese a su pequeño tamaño (17 x 11)  es un buen texto de formación y conocimiento del Rito Francés que arranca con la exposición del Origen de los Grados de Sabiduría del rito, con una primera cita de nacimiento en Francia con la existencia de una primera logia en Dunquerque en 1721: L´Amitie et la Fraternité, y que sin embargo aparece en los listados del GOdF como levantada en 1736, nos habla Thomas de la Gran Logia de  1738  y sus dificultades y encontronazos con la primera Gran Logia y los Modernos, a la vez que va comentando el nacimiento y articulación de grados tanto azules como en los llamados  Altos Grados, no dejando de lado los problemas de desenvolvimiento de las Ordenes de Sabiduría, y las  problemáticas  surgidas frente a los grados muy concretos como son el Caballero Rosacruz y el Grado Kadohs,por parte de algunas estructuras masónicas y en tiempos y espacios muy concretos.

Grados que  van a tener dificultades de desarrollo al menos en el seno de los nacientes desarrollos  de los Altos Grados y sus estructuras organizativas, las cuales que parten del  Capitulo de altos Grados  de 1754 de  Bonneille  que trabajará sobre el sistema de la reforma de Ramsay: Caballero del Águila, o Maestro Elegido, Caballero Ilustre o Templario, y el Sublime Caballero Ilustre; en 1758 se levanta  el Capitulo de Clermont con un cuerpo ritual  de 25 grados y que titula como Consejo de Los Emperadores de Oriente y Occidente,  y derivará en  1780 en el Capitulo General de Francia con el cual el GOdF llegará a una serie de acuerdos para luego formar lo que sería el Gran Capitulo General, con toda una serie de affaires Gerbier,  y la Cámara de Grados,  de por medio.

Hay por tanto un intenso capitulo lleno de datos y reflexiones, en el cual el autor  desarrolla: La filosofía original del Rito Francés,  que sitúa  como escenario de nacimiento  un estadio social y político pre-revolucionario, donde se dan más las condiciones  igualitarias que otra cosa, y  magnificado  en logia con el uso de espada por parte de todos los hermanos en logia.

A pesar del poco tiempo que el rito desembarca en Francia, este ya se va cribando  como "un rito de valores humanistas de carácter enciclopedista, bajo parámetros de responsabilidad de la persona, y el ideal de libertad, de ahí que se considere al Rito Francés como hijo de las Luces," renunciado a otros querencias simbólicas como la alquimia, siendo sus plegarias más destinadas  a ensalzar  la Gran Obra de la fraternidad, producto de la proyección de los Alter Ego espirituales y simbólicos que lo presiden.

Lo cierto es que el librito de unas 218 paginas, son línea a línea, todo un  punto de reflexión , y anotación,  y resulta paradójico cuando  Thomas indica de que el rito de 1717, importado a Francia en 1726, y que fue practicado de forma continuado hasta el siglo XVIII, no era "francés"  sino calificado de "moderno" en base a la oficialización de1751 realizada por Dermott,  luego vendría lo de "francés", una vez llegado del otro lado del Canal, y constituyéndose en un fiel  heredero de las ideas de  las Luces, no es muy común entre hermanos del Hexágono reconocer así de buenas a primeras estas cuestiones.

Aborda a lo largo del titulo  capítulos de una gran intensidad dedicados  de la teoría de la práctica y de la práctica a la teoría, la masonería en Francia y la filosofía de las Luces, en los cuales define una serie de prácticas rituales, que por cierto parece que P. Thomas, no tiene problemas orgánicos, ya que en cada capítulo, expone la bibliografía utilizada  y suele aparecer con frecuencia entre los autores manejados: Alain Bauer, Beaurepaire, Roger Dachez ,  todos ellos de muy distinto cuño, y entre ellos varios miembros del GOdF , lo cual no sucede a la inversa

Desarrolla el capítulo: La Renovación del Rito Francés, en donde salen a relucir tanto las reformas del rito en las logias azules, ligadas fundamentalmente al GOdF y al Régulateur y las derivas que luego hubo; y el restablecimiento tras un buen montón de años desaparecidas del propio GOdF de las Ordenes de Sabiduría, cuya recuperación arranca, según Thomas en 1994 con la articulación de  Gran Capitulo independiente compuesto de 4 Capítulos , los cuales darán vida a la rama liberal, mientras que sitúa, frente a lo que exponen C. Révaguer y L. Marcos, de una melange de miembros provenientes de la GLNF.GLTSO-GOdF empeñados en  la regeneración de Las Ordenes de Sabiduría, acción  que sin embargo, Philippe Thomas ubica más bien dentro del ámbito de perseguir una cireta autenticidad  rayana en la querencia de la  "regularidad" y cuyo trabajo estaba encabezado de un principio (1963) por lo movimientos que comenzó  René Guilly, con la fundación del Capitulo J. T Desaguliers , y eso sí,  contando con la presencia de Hermanos de varias obediencias, entre ellos 15 pertenecientes al GOdF., cuestión que acentúan muy bien Revaguer y Marcos, realizando una pesquisa sobre los miembros activos y no activos y los que eran de una obediencia o de otra.

Por tanto todos esos movimientos en torno al Rito Francés  da como  resultado la refundación del Rito Francés dentro de la GLNF , que viene dada según P. Thomas, gracias a la patente donada por el Supremo Consejo del Rito Moderno del Brasil, que se efectúa el 7 de agosto de 1989 siendo los destinatarios  los Hermanos Girad, Mazet, Thomas, Yves, Levon entre otros.

Algo que por otra parte, deniegan los citados autores (Revaguer y Marcos) restando autenticidad a esa entrega de Patentes. Durante unos 10 años, tal Capitulo  haría una práctica semiclandestina del rito, supongo que no por decir "salvaje".

Realmente es interesante para historiadores los datos que aporta P. Thomas sobre el desarrollo de las Ordenes de Sabiduría, y las peripecias de descrédito frente a la Patente Brasileña, que se  percibe por parte de algunos Hermanos  y estructuras como una afrenta, de hecho los hermanos refundadores, o algunos han de plantearse toda una recomposición estratégica frente a dichos ataques, de los cuales parece que nunca se libra el Rito Francés, pues a  esos incipientes trabajos de estructuración se sumó toda una labore de desestabilización por parte del Gran Priorato de las Galias.

En todo caso estas puestas en valor de utopías, y el ataque de unos y las esperanzas de otros con fundaciones y  derrotas,  pueden sobrepasarnos  a los lectores de habla castellana, al desconocer los entresijos de las luchas internas e intestinas, dentro y fuera, de las estructuras masónicas francesas, donde por ejemplo destaca  la gran lucha mantenida entre  el GCG-GODF y el Colegio de Ritos de tendencia REAA, por la supremacía en en desarrollo de la Obediencia, lo cual terminaría enterrando durante 150 años la practica de las Ordenes de Sabiduría en el seno del GOdF.

Está claro que los Hermanos de que  buscaban una línea más simbólica  y según ellos más  "auténtica" de la ritualidad de los Modernos contaban con reticencias de sus respectivas Obediencias, en base a esa búsqueda pero también  por la melange de miembros, que se producía en dicha búsqueda, e incluso e tal desarrollo afectó  la desconfianza que hubo entre dichos hermanos a la hora de ir encarrilando sus trabajos, de hecho desde  la base misma  de ese heterogéneo grupo, arrancará por parte de algunos el  big-bang, que dará como resultado el nacimiento de nuevas obediencias.

Pero el libro de Philippe Thomas, no es solo una disquisición histórica más o menos extensa e intensa, sino que es también un texto de reflexiones en tanto que aborda  temas  como el Tablero de logia en el RF, pieza esencial dentro de la ritualidad del Rito o Francés, ya que intenta representar, según P-Thomas, "el Templo, la Logia  y la Humanidad, por medio  de la representación de un espacio simbólico", no es una foto sin más,  sino que representa la creación , el movimiento y el desarrollo y por supuesto es  "una invitación para el aprendiz" a la hora de la introspección simbólica de su mundo y entorno logial.

Es a partir de aquí,  y no tanto porque el Rito lo indique, cuando se produce  por parte del autor la declaración de intenciones en mostrar y demostrar la "regularidad" del rito, y es  cuando  proyecciona sobre él cualidades que sobrepasan la indicación genuina que recoge, por ejemplo, el propio Régulateur,.

En este caso P. Thomas, maneja otras fuentes y bebe de otros caladeros, que le llevan a la exposición sobre una simbólica sacral  en el tablero de rito Francés, lo cual reforzará con un nuevo capitulo dedicado a la Sacralidad y la fraternidad en el Rito Francés,  exponiendo  "la francmasonería como la practica ritual en base a una triple sacralización de la Creación por Dios: el tiempo, el espacio y Ser, planteando una referencia formal sobre la Regla de los 12 puntos, sobre los que se apoya el desarrollo de la GLNF, y que alcanza al ámbito  mismo del rito francés.

Bajo esta perspectiva, no debemos de olvidad de que estamos ante un texto de formación de la GLNF, P. Thomas desarrolla temas como la Iniciación en el Rito Francés y sus especificidades, la interpretación  de la columnas, el tema de la palabra en el seno del rito: y su trasmisión: "La palabra es la conservación del secreto entre los Hermanos, la ausencia de un parte de la palabra, característica fundamental del Rito Francés, en fin el esoterismo del Grado Rosacruz".

Finalmente trata dos temas, como son La vida y la muerte en el Tercer Grado y en el 1º Orden del Rito Francés, y La Beneficencia en dicho rito. En dicho capitulo final contrapone las visiones del REAA y del RER y el RF sobre la Beneficencia y su desarrollo y práctica.

Cómo indiqué al principio, me separa del Hermano Philippe Thomas, una cierta equidistancia en cuanto a la proyección e interpretación del Rito Francés, el cual por su parte acomoda una serie de visiones y creencias, que no siempre encajan bien en el desarrollo o comprensión del Rito Francés, dado que este no es tan permeable como lo es, o lo ha sido el REAA, pero es de apreciar la claridad de exposición de la visión y practica del rito desde  la "regularidad",  intentando no modificar en exceso el núcleo central del rito, más allá de las interpretaciones personales, o desarrollando otras ritualidades como el Rito Francés Retabli para poder  ajustar unas creencias deístas a la practica del rito Francés.

Reconozco pues la valentía, y la firmeza de criterios, y la sabiduría del Hermano Philippe Thomas, y sobre manera el hecho de  que en una Obediencia puedan contar con un libro de esta talla y envergadura para el conocimiento y la formación de los miembros de la Obediencia y del Gran Capitulo Francés en un intento de que "cada Masón profundice sobre su trabajo para ...ensayar el ser un mejor (un verdadero?) Masón

Es una pena que no sea un libro que se pueda adquirir, pues es un texto básico para la bibliografía masónica del Rito Francés y la formación de sus practicantes, sean de la tendencia que sean.

En todo caso  uno puede intentar hacerse con un ejemplar dirigiéndose a  Editions GCF 72 Boulevard de Sébastopol, 75003 París (Francia)

Víctor Guerra

lunes, 19 de octubre de 2015

3º CICLO DE ESTUDIOS DO RITO FRANCÉS O MODERNO- EN OPORTO

colorista oporto

En  la bonita ciudad de Oporto, diversas logias portuguesas  del Gran Oriente Lusitano , entre ellas  Estrela do Norte, nº 533; Armonía nº 524, Amizade nº 561, Seara Nova nº 564; 31 de Janeiro nº 565, y la logia Amarante mº 566, conforman el núcleo que una vez más articulan  3º Ciclo de Estudios del Rito Francés y Moderno dentro del programa  ACADEMIA V IMPERIO y que tendrá su desarrollo el 14 de noviembre  en la sala polivalente do Gremio Lusitano  de Oporto, exponiendo  este programa:

9,00  h. Apertura del 3 Ciclos de Estudios sobre el Rito Francés o Moderno
9,30  EL TRABAJO ENE L SIGLO XXI
  • Ho. Voltaire, L. Estrela do Norte:  O Trabalho no Seculo XXI
  • Ho. Mozart, L. Estrela do Norte: O Trabalho ao longo dos tempos
Moderador.  H. Álvaro Campos, L. Estrela do Norte

10,30 h Presentación del Libro LA CONSTITUCIÓN DEL G.:.O.:.L.:. ANOTADA de Francisco Teixeira
  • Ho. Antero,  L Passos Manuel
  • Ho. José da , L. Estrela do Norte
Moderador: Ho. Antero de Quental, L Estrela do Norte

14,30 h LA MASONERÍA  EN EL SIGLO  XXI UNA ORDEN INICIÁTICO FUNDADA EN LA TRADICIÓN.


LOS SIMBOLISMOS EN EL RITUAL DEL RITO MODERNO FRANCÉS O MODERNO
  • Ho. Joaquim Villalta. Perennidad estructural en el Rito Moderno o Francés, Especificidades y características.
  • Ho. Manuel Pintos dos Santos. Da tradiçáo a Modernidades Progresiva do Rito Moderno
  • Ha. Olga Vallejo Rueda. El rol ritual de la mujer en el Rito Francés y su expansión en América
  • Ho. Víctor Guerra García: Rito Francés o Moderno, diferencias y esencialidades, Una ritualidad para el siglo XXI
DEBATE
18 h, SESIÓN SOLEMNE RITUAL DE LA RESPETABLE LOGIA ESTRELA DO NORTE

Desarrollo curricular de los ponentes
image

Victor GUERRA

sábado, 25 de julio de 2015

LOGIAS DEL GRAN ORIENTE DE FRANCIA EN GIJÓN 1850-2004

11751087_968582946497181_1500899739_n

Páginas: 160  Tamaño: 140 x 210 mm  Encuadernación: Rústica fresada; Tapa: con solapa;
ISBN: 978-84-944115-3-3   Depósito Legal: AS 00410-2015


Formato en papelPrecio con IVA: 11,99 € Formato digital - EPUB    Precio con IVA: 4,99 €
IVA aplicable solo en España y la UE

En el año 2004 cuando  cooperaba  en el levantamiento de columnas logiales en Gijón (Asturias) logia Rosario de Acuña  bajo los auspicios del Gran Oriente de Francia )GOdF), se culminó  este libro  que venía pergeñando desde hacia ya un tiempo desde que María Victoria Hidalgo, había desvelado los primero fustes sobre la existencia de logias  en Asturias a partir de  1850  las cuales trabajaban bajo os auspicios del Gran Oriente de Francia (GOdF).

Este libro conllevó un arduo trabajo para un incipiente historiador autodidacta, primero hacerse con toda la documentación masónica original depositada por el GOdF  en la Biblioteca Nacional de Paris, luego descifrar todo el entramado documental  con graves conflictos que atravesaban de lado a lado a las logias astures.

La primera logia Amigos de la Naturaleza y de la Humanidad (1850-1854) pronto se vino abajo por la persecución gubernativa que desplegó la Reinado de Isabel II   y cuya logia pese a todo llegó a tener 31 miembros, aunque algunos de sus miembros terminaron en galeras teniendo que acudir en su ayuda el Príncipe Murat a la sazón Gran Maestro del GOdF.

Años más tarde, y un poco antes que en Oviedo se levantó tras el gran naufragio de 1854, otra logia del mismo nombre Amigos de la Naturaleza y  Humanidad  (1871-1875) q1ue llegó a contar con  unos 34 miembros,  y cuyo taller atravesó pro grandes problemas internos debido al enfrentamiento del Venerable Maestro con el colegio de oficiales y algunos Maestros de la logia, la siguiente logia los Amigos de la Naturaleza y de la Humanidad  (1879-1888) ya no estará bajo la égida del GOdF, , que no volverá a tener un taller bajo sus auspicios hasta que en el años 2004 se levanta la logia Rosario de Acuña.

Este nuevo lapsus y la reintroducción del GOdF en España , viene de la mano de varios factores como la gran tensión interna de las estructuras obedienciales y logiales que se dan en la pequeña y revoltosa  masonería española, la falta de prospectiva de las obediencias liberales españolas que queriendo ser dignas representantes de los ideales y quehacer del Gran Oriente de Francia, fue incapaz de hacer un análisis serio sobre la situación de la masonería en general y de las logias en particular.

Ante tal carencia, y la inquietud de jóvenes masones que concebían el ejercicio masónico desde otros parámetros, y ante la cerrazones obedienciales, empezaron a mirra para otros posibles referentes, y ante la apertura de las puertas a nuevos proyectos obedienciales de condición extranjera, no hizo otra cosa que cooperar   a modo del Conde D. Julián a que se abrieran las puertas para que  esa posibilidad  pudiera ser una realidad como así sucedió, en Gijón una vez más, tras el fracaso de una nueva logia como  fue Amigos de la Naturaleza y la Humanidad  de la GLSE, la cual daría paso a la logia Indivisible, y al proyecto del GODF en España.

Realmente salvo en el siglo XVIII, la presencia del  Gran Oriente de Francia en España,  diríamos que fue más bien testimonial, a veces  a modo de compromiso, como bien podemos ver en las anexiones de las logias gijonesas a la gran estructura masónica francesa.

Este periplo fue contado en su día, a través del libro  EL Gran Oriente de Francia en Asturias. Las Logias gijonesas  1850-2004 editado por la Asociación Amigos de la Logia Rosario de Acuña, que solo funcionó para la edición de este libro , el cual pese a su gran tirada se fue agotando, puesto que el regalo para asistentes al acto del levantamiento de la logia Rosario de Acuña, y luego fue objeto-regalo en visitas y demás actos institucionales de la logia.


Han pasado los años, y era una necesidad volver a editar este nuevo libro, con algunas correcciones, y añadidos, aunque no se ha querido modificar en profundidad la estructura del libro, al cual se se le han añadido una nuevo Prólogo que viene firmado por el Hermanos Emilio Granda (Juliano) y un Epilogo o <Nota Bene Final> firmado por el francmasón Pedro Vila-Santos incardinado en el DH (Le Droit Humain), ambos dos Hermanos masones fueron juntos con quien esto firma miembro de la logia Rosario de Acuña, y por tanto testigos directos de aquel levantamiento y su posterior  quehacer  del cual tomaron distancia.

De todo esto trata esta nueva reedición que ha lanzado MASONICA.Es, y  como digo con algunos aportes y clarificaciones que constituye hoy por hoy el único documento que trata esa presencia que arranca en 1850 y hoy en 2014 aún permanece en tierras gijonesas.

Víctor Guerra MM.:.  Miembro de la Logia Progreso 1850 del DH

miércoles, 24 de junio de 2015

Jean Yves Tournié, la visión heterodoxa de un referente del Rito Francés

mandiles
La bibliografía masónica sobre el Rito Francés, ya lo he comentado varias veces, es exigua incluso en Francia, y ya no digamos fuera del hexágono , donde se pueden  contar  con los dedos de las dos manos los trabajos dedicados a tal rito, más allá de la publicación de los distintos rituales.


Y con referencia a lo publicado y pese al tiempo que ha pasado no quiero dejar de lado  dos trabajos importantes en la bibliografía masónica, como son los trabajos  de  Jean- Yves Tournié: Les origines e la Franc-maçonnerie. Sources et histories du Rite Français «Moderne» du XVIII siecle a  nous jours.


El motivo de traer su libro a este pizarrón dedicado al Rito Francés, es porque de alguna manera se han desmarcado de la mayor parte del contexto en que se han movido la mayoría de los estudiosos del rito Français, lo cual  en el caso de Tournié , este planteamiento ya queda patente en el subtítulo cuando hace referencia a los «Modernos» como base  y desarrollo en lo que hemos venido denominando convencionalmente como Rito Francés.

Tournié ya en el Preámbulo de su libro deja claros  una serie de posicionamientos que se resumirían en la primera frase del libro cuando dice que El agua siempre es más clara, cuanto más se remonta hacia el nacimiento, y por tanto hace mención que en el seno de las  de las estructuras masónicas estructurantes y Obedenciales, es raro encontrar Hermanos fieles a los fundamentos, y por tanto se arremanga para dar cabida a Jean Mourges (GOdF)  cuando estima que la vida de la masonería como una asociación reformista con una sola vocación política y social ... lo cual lleva a la Orden masónica a situarse a un nivel de publicidad y soñolencia mediática y de las reacciones populistas.

Y ante ello se pregunta: ¿Si la masonería tradicional estará adaptada a la vida y desarrollo económico y social que marca el siglo XXI. y por ello apela a una cuestión que se da en el desarrollo ritual del rito Francés del GOdF ,cuando indica que sería más juicioso adaptarse  los «Modernos»  en lugar  de «Moderno» como se hace tradicionalmente, es un sibilino juego de palabras pero que nos adelanta la renuncia al planteamientos  propuesto por los Hermanos de la Primera Gran Logia, para quedarse en un apelativo del Rito Francés. como «Moderno», tanto es así que piensa que transcurrido tanto tiempo los profundos móviles que movieron a la fundación de la Gran Logia de Londres y personajes como   Payne, Desaguliers, etc ha día de hoy no han sido dilucidados y máxime cuando ellos lo enfrentamos con la creación por parte del anglo irlandeses  liderados por Laurent. Dermott crearon  la Gran Logia de los Antiguos 1751, de esa guerra finalmente la firma de la paz el Acta of Unión de  1813 traerá como consecuencia el Rito de Emulación.

La valentía de Tournié es mostrar sus cartas en tanto que dice ser de los pocos que disiente   sobre  el hecho de que la masonería  francesa nada tenga que ver  con las logias operativas y que su esencia sea inglesa y por  tanto se distancia de la tesis sostenidas por Roger Dachez, y otros que sostenemos, que habiendo ese contacto y prestamos de por medio no por ello debemos concluir que la masonería especulativa provenga de los operativos. Esta claro que Tournié de aleja de las tesis actuales para entroncar con las que plantea la masonería tradicional que tomando el Rito Primordial como referencia no desea perder de vista la herencia operativa, pero desde luego si caer en el cliché naíf de que la masonería había sido articulada con el solo objetivo de  la filantropía

Jean-Yves Tournié va planteando en su denso libro, datos e incógnitas que sobresalen en cada capítulo, pues no entra de lleno en el tema del Rito Francés, sino que hace un repaso historiográfico importante,  como digo planteado los temas y sus equidistancias, que nos ayudan a entender el contexto y sus desarrollos, y también observar como los miembros del GOdF no son un clon de la estructura del Consejo de la Orden , o de la imagen que nos ha quedado en la retina sobre la organización francesa.

En este sentido siempre me ha llamado la atención la equidistancia de algunos de sus más singulares personajes, que rayan la heterodoxia con respecto a lo habitual en el GOdF, en la cual hay que situar a Boeglin, Forrestier, Morgues, Bauer y claro está Jean Yves  Tournié.

Los temas que toca su libro van desde las Dificultades de los Orígenes, Las Constituciones de Anderson, Anderson y Desaguliers, los emigrados franceses en Inglaterra e Irlanda, los Estuardistas,  o el Caballero Ramsay. y será a partir de la pagina 91 en el capítulo Aparición de los Altos Grados y su Codificación, cuando empecemos a ver a lo largo ya de todo el libro un desarrollo más pegado al Rito Francés.

Será en este contexto cuando Tournié desde esa simplicidad expositiva que le caracteriza nos indique como se juzgó  en 1794 incompatible con el espíritu de fraternidad masónica el grado de Caballero Kadosh, y como en 1780 se prohibieron una serie de grados por creerlos peligrosos, ficticios e ilusorios como el Kadosh u otros grados alquímicos y templarios aportado por el Barón de Tschoudy, o como la gran obra de codificación como fue el Régulateur du Maçon fue considerado como un libro de sacrilegio.

Tournié  iniciado en 1970 en el Gran Oriente de Francia con puesto de relevancia que van desde Venerable Maestro a Consejero de la Orden, Gran Maestro Adjunto, y defensor del Rito Francés de 1783, y trabajado infatigable como Gran Canciller del Gran Colegio de Ritos para que se restituir y reforzar el Rito Francés, aunque en el años 2002 abandonará el GOdF para constituir  el Gran Capitulo General de Occitania y Catalunya Mediterráneo,(GOTM) desde esta atalaya será la que le lleve a decir que el GOdF siguió practicando el Rito Francés elegido como Rito Fundador a fuerza de res escriturar sus rituales cada vez más pasando por todo, desde las formas espiritualistas  a  las laicistas, considerando al hombre como sagrado, lo cual no es bien encajado por las logias pero no deja de ser un pasaje obligado para abrir la reunión, olvidando como le indican otros practicantes y estructuras , y es que el único ritual bien adaptado a las circunstancias sería el Régulateur du Maçon. en las Aperturas y Cierres  coincide con él archifamoso Groussier, tras sus diversas reformas este último es la base base de los actuales  Rituales de Referencia del Rito Francés, aún más reformados,  y que actualmente utiliza el GOdF.

Y por esa misma razón no se le caen los anillos en confirmar el trabajo de Jean van Win sobre el Capitulo de Roos y dar respuesta a algunas cuestiones dando nuevas claves en ese viraje de mirada hacia Brasil ,que nos les desvelaré para que al menos compren el libro pues es una joya, de esas que uno empieza a subrayar aquí y allá entre afirmaciones y preguntas, y que es un no parar, y sobre todo cuando llega  a la parte más actual y controvertida como es la reactivación del Gran Capitulo General, la puesta en valor del 5º Orden, donde el Hermano Tournié tuvo responsabilidades junto con Lambichi que fuera más tarde GM, y solo por esta ultima parte es bueno tener su libro a manos para entender los entresijos políticos  masónicos en estructuras como la gran naviera de frágiles goletas que flota la Rue Cadet, 

En fin un libro  no para desesperanza, pero sí para tener una visión distinta de la que se viene contando y para comprobar que la utopía de querer recuperar el Rito Primordial  y su mejor  codificación como Régulateur du Maçon que algunos hemos propuesto hace años, sigue presente en  viejos Hermanos con conocimiento de causa,  pese a que se  opine que hemos perdido el Norte, y visto por un autor que ha estado atento a las novedades a las puestas en valor y al ensayo de las utopías, y que no se ha quedado en los cuatro reglas memotécnicas sobre las diferencias del rito.

Y Termino con una larga frase de Tournié : Una historia masónica construida al filo del tiempo, hecha de anécdotas, de voluntad, de desilusiones, de encaprichamientos, de traiciones, una corta pero  banal historia de hombres en una institución, de una Orden que debería ser, una parte de la elite de buscadores de la espiritualidad y que han quedado durante épocas perdido en el mundo de la profanidad, .. y que debería ser percibido como un TODO.

Víctor Guerra. MM.:.

miércoles, 10 de junio de 2015

Recopilación bibliografíca para conocer el Rito Moderno/Francés

2015-06-10 13.00.19

Hace ya bastante tiempo que no entro en el tema de la bibliografía sobre rito Moderno y Francés que cada día es más abundante, aunque eso no significa que sea exagerada o que sea fácilmente asequible, aunque en estos últimos tiempos, personalmente realizo las compras a través de AMAZON.Es, ahorrando bastantes dineros, pues traer los libros de DETRAD durante años ha tenido un costo importante, y la solución PREMIUN de AMAZON, resuelve el ahorro de costes  y tener los libros en apenas 2 días en casa.

Fuera como fuere, el caso es que salvo aquellos libros que hemos ido publicando en España sobre Rito Francés y Rito Modernos, reflexiones, rituales , historia, etc. el resto de la bibliografía viene de la mano de los estudiosos. en general  masones, de origen francés
En el año 2009, publicaba  una somera bibliografía que venía de la mano de hermanos ligados al Gran Oriente de Francia  (GOdF) y de otros que provenían en un primer momento de la Gran Logia Nacional Francesa (GLNF) y que luego tomaron su propia deriva optando por la difusión del  Rito Francés y Moderno 
Aunque han ido apareciendo diversas publicaciones que he ido recogiendo  a lo largo de la trayectoria de estos últimos 7 años.

Como el Valdemecun  de Ordres de Sagesse deu Rite Français de  Calude Darche
Sin que por ello debamos olvidar nuestras propias publicaciones que ya son varias y variadas
O intento fallido de reflexionar sobre el Rito Francés que también se ha dado el caso
De las últimas publicaciones reseñar esto que se escribió en diciembre del 2014 sobre el Rito Francés, como RITO PRIMORDIAL y que tuvo su correspondiente polémica en Francia entre P. Michel y H. Vigier:
Víctor Guerra

jueves, 28 de mayo de 2015

TRATADO AMISTAD RITO FRANCES GCGRF-GOdF y GLNF

Foto de P.Guglielmi

Quien le iba a decir a un joven Gran Maestro del GOdF  como Alain Bauer, el que tanto lidió con los temas de acercamiento y «regularidades»  que la sede del Gran Oriente de Francia sería inundada por lo que Alec Mellor llamaría como  «Hermanos Separados», pero a la inversa. Pues eso 15 años más tarde Alain Bauer estará impresionado por el desembarque que la Gran Logia Nacional Francesa (GLNF) ha realizado en la Rue Cadet. sede del Gran Oriente de Francia (GOdF). ¡¡¡Increíble ¡¡¡¡  


Parece que además los astro se conjuran porque esta noticia parece como «prevista» entre algunos pensadores masónicos que muy oportunamente, ha sacad un libro titulado: Franc-maçonnerie : regularité et reconnaissance, Histories et postures, que ha escrito Roger Dachez, y que parece que será el libro de cabecera ideal  para entender el nuevo juego de relaciones que muy podría explicar el capítulo «Todos somos regulares». yes que los caminos de la diplomacia masónica son muy enrevesados, como muy supo Alain Bauer que  debió ver con  cierta  desencanto, como se le venía a dar la razón y de la mano de quien fu uno de sus alter ego en el GOdF, Philippe Gugielmi, 

Y es que además del Début des Rencontres Lafayette. inaugurado con un encuentro entre el GOdF  y  la GLNF, pues además el 21 de Mayo del 2015, según nos adelanta quien fuera uno de los grandes referentes del Gran Capitulo General del Rito Francés del Gran Oriente de Francia: Philippe Guglielmi.  se firmó en Paris, un TRATADO DE AMISTAD, entre los Altos Grados del  Rito Francés de la Gran Logia Nacional de Francesa (GLNF)  «regulares»  y el Gran Capitulo General del Rito Francés del GODF.(GCGRF-GOdF) «liberales».

No ha trascendido el contenido de dicho Tratado de Amistad,  entre el alto cuerpo del Rito Francés de la «regularidad francesa» que representa la GLNF, y el GCGRF-GODF, que  en parte es algo así como el «agua y el aceite»  aunque tal y como es de imaginar habrá intervenido en la firma  la pretendida  recomposición  del Rito Francés en el seno de la GLNF, sobre manera de sus altos grados, pues si bien la Gran Logia, controla  el Rito Francés en los grados azules, la descomposición de la GLNF trajo consigo la desbancada de Philippe Thomas y los suyos, (Grand Chapitre Français)  además del abandono de H. Vigier y la posterior creación de su propio Sublime Conseil  de Rito Francés, en ese  ínterin los altos grados del RF de la GLNF, autónomos y a salvaguardados de los protocolos de reconocimiento entre la Gran Logia de Inglaterra (GLUIA) y la GNLF,  estaban en una situación compleja para su desarrollo.

Aunque queda saber si el tratado incide en la reorganización de estos cuerpos colaterales de la GLNF del RF, si estos Hermanos podrán visitar los Capítulos del GCGRF-GODF, aunque sus rituales  nada se parezcan…. en fín al final habrá que felicitar al GCGRF-GODF por esa jugada maestra, y esos acercamientos. ¡¡¡Felicidades P. Glugielmi¡¡¡¡


En todo caso no hay que olvidar por increíble que parezca  que la GLNF fue una escisión interna del GOdF frente al tema del GADU, entre otras cuestiones...

Y me pregunto ¿Supondrá esa situación que pronto en España puede suceder lo mismo entre el GCGRF GODF-GLSE, con los  altos cuerpos colaterales del RF de la Gran Logia de España(GLE)?.

Todo está muy abierto
.
Víctor Guerra.  Vº del Rito Moderno.

martes, 26 de mayo de 2015

CHARLES PORSET. UN REFERENTE DEL RITO FRANCES

Ch. Porset y Victor Guerra
Charles Porset y Víctor Guerra en Almería

Hace 4 años que un buen amigo, un hombro de confidencias, un Maestro y un volteriano Hermano, pasó al Oriente Eterno. un 26 de Mayo del 2011.

El fue todo un referente heterodoxo dentro de la masonería continental  y  un alter Ego del Rito Francés, con el cual me hubiera gustado confrontar algunas cuestiones sobre el Rito Francés, sus evoluciones y desarrollos.

Lo cierto es que conocí a Charles Porset, (el risueño,)  allá por tierras castellanas, concretamente en Segovia, y fue en el transcurso  de un Simposio de Historia de la Masonería Española del CEHME, de Octubre del año 2000, junto a él estaba su inseparable amigo y Hermano  André Combes, con los cuales compartí ausencias y displicencias en el transcurso del Simposio de Masonería que se celebró en Almería

Guardo con cariño el email que me envió con con motivo de mi  critica a la Carta del Rito Francés

“Ton intelligence, ton impétuosité, ta culture, voire ton activisme, me séduisent, mais ne force pas ceux qui s'enrichissent en parcourant tes écrits et ton blog, à se séparer de toi en se distrayant d'un combat qui a été à l'origine du renouveau et du développent du rite français des hauts grades.” CH. Porset

Ha sido también doloroso, como tuve que cerrar el Blog que edité sobre Charles Porset, Inemorian”, en un intento de mantener su memoria y darlo a conocer a los masones y estudiosos de habla castellana, pero su Hermano de sangre Jean-Claude Porset, prohibió  tal desarrollo por ser su legitimo heredero. Hoy su memoria cada día está menos presente entre nosotros, salvo su obra, la más reciente y que recomiendo:
PARA CONOCER MAS A CHARLES PORSET, Que fuera en su tiempo :  GRAN CANCILLER DEL Vº ORDEN  del RITO FRANCËS y MIEMBRO DEL  GODF
MASONERIA SIGLO XXI: Charles Porset, en el banquillo de PIDO LA ...
21 Abr 2011 Me ha gustado la entrevista, corta, irónica y provocativa como es Charles Porset. el Gran Canciller de Vº , por tanto aquí les dejo la entradilla a la entrevista, para que sí les apetece, y quieren leer lo que este viejo ...MASONERIA SIGLO XXI: Jean van Win. El “CENTRO DE UNIÓN”: Filosofía ...
13 May 2011 Pero donde los autores modernos se afianzaban en consignar esa membresía en base una cita de Charles Porset, ya que este había hecho en su trabajo sobre “Mirabeu franc-maçon” una afirmación positiva sobre la membresía MASONERIA SIGLO XXI: LA REPUBLICA PLANETARIA de J.Georges Plumet y ...
18 Sep 2010 El libro además es todo un acierto, porque en contraposición a las exposiciones de J. Georges Plumet, este ha invitado a participar del festín de sus reflexiones con una introducción y un largo prefacio a Charles Porset, MASONERIA SIGLO XXI: “CONTRA GUÉNON¡”, y de por medio el Prefacio ...
02 Dic 2010 Y sin más, el famoso PREFACIO DE Charles Porset que estaba en la primera edición, arriba señalada. Este ensayo no ha sido escrito para los guénonianos, sino contra Guénon
MASONERIA SIGLO XXI: Lecturas masónicas estivales en tiempo de niebla
12 Jul 2009En el libro Franc-maçonnerie et Religions dans l´Europe des Lumieres , cuyos textos ha reunido el lúcido Hermano Charles Porset y Cecile Révaguer, los caules nos ponen por medio de escritores e investigadores de talla, ...MASONERIA SIGLO XXI: EXPERTOS HABLAN SOBRE MASONERIA EN ALMERIA ...
16 Oct 2009Torres Mula, Sánchez Collantes y Charles Porset en su presentación de ponencia. Por otro lado el Symposio de Almería debió gustar sobre manera a los “regulares de ascendencia anglosajona” por ser los únicos “reconocidos” ...MASONERIA SIGLO XXI: IVAN HERRERA. RITO FRANCES. Una crítica y un ...
10 Jul 2010  ... Jean Pierre Lefevre, Daniel Ligou, Ludovic Marcos, Pierre Molier, Jacques George Plumet, Jean FranÇois Pluviaud, Charles Porset, el belga Jean Van Win, y los españoles Víctor Guerra y Joaquín Villalta. ...MASONERIA SIGLO XXI: EL MITO DE GUÉNON
18 Jun 2009El libro, que se me había olvidado decir, tiene un Prefacio que no debe perderse porque es demoledor como muchas de las cuestiones que toca, su autor es Charles Porset, uno de los Vº del Rito Francés y miembro del Gran ...MASONERIA SIGLO XXI: LA MASONERIA ESPAÑOLA ANTE EL RETO DEL SIGLO ...
28 Feb 2011Tal vez a la vista de todo este panorama que he tratado de dibujar debiéramos dejar de lado los circunloquios de “filósofos de carrefour”, que decía Charles Porset, y dedicar los esfuerzos para entablar una reflexión ...MASONERIA SIGLO XXI: MUJERES Y MASONERIA y OTRAS CUESTIONES…
22 Jun 2010... del GODF y Denise Oberlin de la GLFF, a algunos lo pude saludar y hasta comentar algunas cuestiones entre bastidores y acompañado de Ludovic Marcos y Charles Porset como introductores y traductores ocasionales. ...MASONERIA SIGLO XXI: La 'herejía' darwinista
11 Feb 2009 Tras publicar 'El origen de las especies', Charles Darwin fue retratado como un simio en periódicos y revistas de la época: los críticos a su teoría de la evolución satirizaban la idea de que el hombre descendía del mono ...
Víctor Guerra. MM.:. Rito Moderno y Francés. IVº Orden de Sabiduría  del GCGRF-GODF






martes, 28 de abril de 2015

LA ROSA-CRUZ


Hemos estado trayendo estas semanas atrás hasta este pizarrón algunos post  sobre sobre la relación del Rosacrucismo y la Masonería, tema complejo y espinoso con muchas aristas en ocasiones difíciles de afrontar.

Por tanto para cerrar este punto y de una manera  no tan relacionado con la masonería, no estará de más leer los que escribió un intelectual de primera talla, francmasón, y Vº Orden de Sabiduría del Rito Francés, como fue Charles Porset. además de erudito del Síglo XVIII, miembro del Gran Oriente de Francia(GOdF) sobre el tema Rosacruz y algunos de sus postuladores.

No es una reflexión directa sobre masonería y la Rosa Cruz pero no estará de más ver la opinión que le merece el tema al Hermano Charles Porset

LA ROSA -CRUZ

Se vuelve a un asunto que se creía cerrado después de los trabajos de Paul Arnold (1955-1990) pero hay que manejarlo con cierta cautela y sobre todo a partir de los trabajos de Bernard Gorceix (1970) y de Roland Edighoffer (1928-1987) textos resumidos en el libro ¡Que sais-je¡ 1982. Edición revisada y corregida.

Aunque el tema no parece tan cerrado como se creía, pues de manera recurrente aparecen obras que de nuevo vuelven sobre tal cuestión, no aportando nada de nuevo, más allá de entretener la curiosidad del público, que a menudo ignora todo aquello que desde una perspectiva muy seria se ha escrito sobre tal sujeto de estudio, en el que unos se limitan a contar y otros a oír historias.

Todo ello proviene de la literatura rosacrucista que por canales diversos se ha mantenido vigente hasta nuestros días. Ello sin hablar de AMORC (Antiquus Mysticusque Ordo Rosae Crucis) cuyo origen es reciente ya que es la obra de Paúl Sédir , sinónimo de Yvon Le Loup, el cual aporta una idea de las filiaciones imaginarias que se reconocen como rosacrucistas, y que según ellos mismos, se pierden en la noche de los tiempos: «la Rosa-Cruz es esencial, existe puesto que hay hombres terrenales y porque hay función inmaterial de la tierra» Sin duda « su nombre esencial no aporta nada más que en la Europa del Siglo XVIII»

Pero con cierta prudencia por su parte ya de que dicho secreto no podrá ser entendido por todos, luego cita a los más reputados «alquimistas» por estar en lo probable.

Sédir, considera que los «verdaderos» representantes de la Rosa-Cruz son los guardianes de la tradición esotérica, los interpretes de la luz del Evangelio, los esclarecedores y los anunciadores de la llegada del Espíritu Santo.

Porqué no. Pero esta no es la preocupación del historiador, por eso el ángulo adoptado por Didier Kahn es otro dentro del primer volumen de una anunciada trilogía sobre Alchisme et paracelsisme en France (1567-1625) el cual se ha publicado en el año 2007

De las 808 páginas con las que cuenta la introducción al corpus paracelsiano, yo me detendría en el capítulo dedicado a la Rosa-Cruz (pa. 413-499) que brutalmente se titula como la Mistification rosicrucienne, y tras cuya lectura uno se da cuenta de que se trata de una bella y bien articulada mistificación, Kahn conocido por sus trabajos sobre alquimia medieval editor de Thomas Vaughan, colaborador activo de Chysopeia,revista académica publicada por Sylvain Matton, especialista en Diderot, puesto que coordina sus Obras Completas, publicadas por Hermann.

 Didier Kahn investigador de la CNRS, no está interesado en separar la realidad de la ficción que han escrito los alquimistas, para que sus teorías sean inteligibles y permitirnos con ello comprender el lugar que les asignaron en su en su tiempo y su papel en la historia cultural de la época Su propósito no es escribir una historia hermética del hermetismo, sino hacer el hermetismo inteligible a todos (excepto quizás para sus seguidores) sin fatigar al lector con las profesiones de fe y las «revelaciones» que son más bien propias de interesar a algunos capuchinos en caballo o desheredados masones.

El lector no prevenido, y no atormentado por la cuestión del «significado» o de la «verdad» aprenderá mucho frecuentando la lectura de Didier Kahn que ha leído todo, por y sobre, la literatura alquímica de la época, sin alimentar prejuicios o prevenciones innecesarias nos apresuramos a calificar como positivistas.

 Su preocupación es científica. Él nos ofrece un modelo de inteligibilidad susceptible de darnos cuenta de una época bastante lejana de la nuestra, de manera que los efectos de espejo se disipen, pero a la vez hablando un idioma que entendemos todavía y que, por lo tanto, nos habla. Este doble escollo tiene otro reto y es superar un tercero: es que la cuestión de la alquimia que sigue siendo un tema candente y es lo que «hace perder la cabeza a las mejores espíritus». 

Evoco finalmente que Sédir, por la falta de definición junto con todos sus amigos, Guaita, Péladan, Papus, fue acusado de engaño cuando posteriormente se convirtió al catolicismo, o así pareció. Pero, podríamos evocar a Serge Hutin, todavía alumno de Alexandre Koyré, con el cual estudiaba a los platónicos de Cambridge o a Boehme, delirando cuando habla de la alquimia; y podríamos mencionar otros, pero su número es tan alto que resultaría tedioso.

Sin detenernos más que en las sanas precauciones metodológicas tomadas por Didier Kahn, llama la atención en su trabajo la marcada preocupación por colocar a la alquimia (tiene cuidado de no definirla por no fijar una ortodoxia) en el contexto cultural de su tiempo: son alquimistas aquellos que se consideran como tales, o los considerados como tales por sus contemporáneos. 

Al hacerlo evita la trampa de la teología, que a partir de la química de Lavoisier describió a los alquimistas como espíritus esencialmente crédulos ignorantes, o lo que es lo mismo, como descarados impostores. 

Porque si el sentido común conduce a pensar que los imbéciles y los «tontos» existen en todos los tiempos (y en todos los países), el mismo sentido común debería convencernos de que ni Vanini, ni Bruno, ni muchos otros menos conocidos, que se metieron de cabeza en el arte de la transmutación en oro, no eran ni locos ni impostores - ni Newton comentando el Apocalipsis de San Juan mientras escribía sus principios matemáticos. 

El buen método, en historia, consiste por tanto, en partir de lo que escribieron, cómo lo escribieron, la difusión de sus obras, la posición ocupada en la sociedad de su tiempo, las limitaciones materiales a las que se enfrentaron, para entender su universo mental, sin proyectar nuestras fantasías, nuestras certezas y, francamente, nuestros prejuicios.

La mistificación rosacruz aparece en Francia alrededor de los años 1623‑1624; y se inscribe explícitamente en el movimiento paracelsiano (que reduce el universalismo puesto que no retine los aspectos alquímicos). La cuestión se hizo pública en el verano de 1623, cuando aparecieron carteles en París anunciando la presencia de «destacados miembros del Colegio de los Hermanos de la Rosa Cruz» dotados de poderes maravillosos, ansiosos de extirpar los errores mortíferos compartidos entre sus contemporáneos. 

No podía considerarse como un hecho real si algunos se habían apropiado de este anuncio para transformarlo en un evento excepcional en el Occidente cristiano, que acreditase la permanencia de una tradición alquímica que sería finalmente revelada. De repente las mejores mentes se involucraron y lo que iba a ser sólo una broma se convirtió en un hecho social total, parafraseando a Marcel Mauss.

"¿Quién escribió lo que destellaban les Plancards de 1623 -pregunta Didier Kahn- y con qué fines? ¿Y eran varios textos independientes los unos de los otros? ¿Qué reacciones suscitaron ellos exactamente?”. Tales preguntas reubican el caso en su verdadero terreno, que es, por supuesto es sociopolítico; y que al parecer estaba íntimamente vinculado al fuerte combate para que se opusiera la ortodoxia ante las corrientes libertinas.

 El paracelsismo reivindicaba en las plancards los costos de la polémica y, por tanto, se reducirá a la real o supuesta alquimia de los Rosacruces. Al igual que la historia del diente de oro reportado por Fontenelle, será la economía de una investigación preliminar, cuyo único interés era centrarse en los formidables poderes de estos sabios dispensadores de un nuevo evangelio.
El caso pudo haber extinguido por sí mismo y si no hubiera sido por las intervenciones de Baillet y Mersenne mezclando a Descartes y los Invisibles, y nos hubiéramos quedado en las controversias ordinarias que tienen los más doctos entre ellos y a veces al público interesado. Pero, por razones que aún no se han analizado, este no fue el caso, y desde muy temprano, la Rosa Cruz se convirtió en la manzana de la discordia. Didier Kahn hace las preguntas correctas, analiza los textos, identifica su (s) autor (es), discute las pruebas y concluye con los mejores especialistas en la impostura de Étienne Chaume.

Esta constatación, finalmente banal, le da la oportunidad de retornar por un momento a la historiografía del tema. Separa la importante figura de Frances Yates como obra documentada, en gran medida completada ya sobre Giordano Bruno, que había impuesto a la comunidad científica. Sus investigaciones posteriores habían conducido a estudiar la Rosa‑Cruz que, según ella, tenía sus orígenes en una tradición británica que se fundó en el simbolismo de la Orden de la Jarretera y en el hermetismo de John Dee; asociado con el matrimonio de Federico V con la propia hija de Jocobo I de Inglaterra -muy esperada (?) por los calvinistas- Yates vio en este sincretismo la retaguardia de un plan místico de la guerra de los treinta años. Paso sobre los detalles. La hipótesis no era nueva, pero si era controvertida, y sin demora, y de manera muy argumentada, los especialistas refutaron punto por punto la tesis avanzada.

La desdicha es que no leemos a los especialistas y que el público «cultivado» en ignora por completo los argumentos de Roland Edighoffer y de Carlos Gully, que han retenidos solo aquellos más atractivos de la Iluminación Rosacruz de Yates, publicada en 1972, con una precipitada traducción de nuevo en 1978, bajo el título la Luz de la Rosa‑Cruz.

Aunque científicamente desacreditada, la tesis sigue siendo la referencia absoluta para muchos, ya que es cierto que las buenas noticias son lentas en llegar ¡y luego de imponerse!

Para volver al tema, creo que todo el mundo habrá olvidado el oscuro caso de las plancards, colocadas en la noche en las puertas de las iglesias, si Adrien Baillet, biógrafo de Descartes, no hubiese inventado todas las piezas de este episodio donde dice que el filósofo había viajado a París para encontrarse con los autores de dichos manifiestos. ¿No era atrevido asociar al fundador del racionalismo a los despropósitos rosacruces e insistir en sus orígenes ocultos? De repente los «sueños» de Descartes tomaron un significado totalmente distinto, como su devoción a la virgen de la Salette, y se redirigió al abismo el racionalismo que al parecer nos había entregado.

En realidad el fenómeno rosacruz en el siglo XVII, es uno de los primeros síntomas de la crisis de la conciencia europea, como Paul Hazard se dará cuenta entre 1680 y 1715, crisis que en este episodio se ve la confusión del paracelsianismo y el libertinaje (Vanini había sido quemado en Toulouse, Théophile de Viau encarcelado); ello testimonia las dificultades de la cuestión religiosa en una situación agrietada por diferentes protestantismos. Amalgamando lo natural y lo sobrenatural, la alquimia se presenta como uno de los principales obstáculos encontrados por la ortodoxia; ella deviene en el compañero de ruta de los libertinos, los escépticos, en una palabra «espíritus fuertes» de los que Pascal estaba lejos de ser insensible.

Aun así, eso lo hizo que la «revolución galileana», en la que Descartes estuvo involucrado, ya nada fuera como antes. Si Newton fue el último de los magos, como hemos dicho, también fue el medio que permitió el paso de la «alquimia operativa a la alquimia especulativa». Una nueva era comenzó, a excepción de algunos retrasados, pero esto es harina de otro costal...

La obra de Didier Kahn junta las piezas de un expediente que, uno sospecha, no será del gusto de espíritus perezosos que se oponen a la docta ignorancia, la almohada suave de la ortodoxia, o incluso la credulidad. Fue en esta época que Saint‑Evremond, exiliado, escribió al padre Canaye una famosa carta que no reporté por falta de espacio, pero que puede tener algún párrafo para ser leído en las escuelas...

Principales libros citados
  • Didier Kahn, Alquimia y Paracelsianismo en Francia (1567‑1625), Ginebra, Librería Droz, 2007.
  • Sédir, Historia y doctrinas de la Rosa‑Cruz, París, Biblioteca de las Amistades Espirituales, 1932.
  • Paul Arnold, Historia de la Rosa‑Cruz y los orígenes de la Francmasonería. Ensayo. Prólogo de Umberto Eco, París, Mercurio de Francia, 1990.
  • Bernard Gorceix, la Biblia de la Rosa‑Cruz, París, Prrensas Universitarias de Francia, 1970.
  • Roland Edighoffer, Rosa‑Cruz y sociedad ideal según Johann Valentin Andreae, Neuilly‑sur-Sena, Arma Artis, 1982‑1987, 2 vols.
  • Frances Yates, La Iluminación Rosacruz, Londres, Routledge y Kegan, 1964 (trad. París, CEIJ, 1978; reed. París, Retz, 1985).
Las obras y artículos fundamentales de Carlos Gily desafortunadamente nunca se han traducido. Encontramos una extensa bibliografía en la tesis de Didier Kahn.

Charles Porset.

Para saber más de Charles Porset:
Traducción libre y aproximada de Víctor Guerra