jueves, 5 de marzo de 2015

TEXTOS ESCOCESES PRECUSORES DEL RITO MODERNO? (2) y ultimo


Aporto pues la segunda parte del trabajo de Rene Guilly o René Desaguliers  en el cual plantea partiendo de  unas notas sobre el  Juramento durante la iniciación masónica, lanzando así  posible enraizamiento del Rito Moderno con algunos textos operativos, en concreto con los «textos escoceses» como los Manuscritos  Manuscrito de Edimburgo (1696), Manuscrito Chetwode Crawely (1700) y el Manuscrito Kevan (1714-1720).

con esta nueva entrega, la última, concluye este interesante artículo del estudioso Hermano René Guilly

VGG
 Primer trabajo publicado http://www.ritofrances.net/2015/02/textos-escoceses-precusores-del-rito.html

NOTAS SOBRE EL JURAMENTO MASONICO DEL PRIMER GRADO (2)

Los Textos Escoceses.   René Guilly


En efecto, en Escocia y en Inglaterra la biblia seguía siendo uno de los motores indisociable de la orquestación del juramento masónico del Aprendiz.

Por consiguiente, todos los manuscritos que hemos citado tratan el tema del compromiso en tanto que se prestaría el  juramento con la ayuda de Dios y de la biblia los cuales nos apoyarán en nuestra tarea.

Es lo que se dice en el «Manuscrito Sloane» el juramento se pronuncia según  el contenido de este libro, pero en ocasiones, la fórmula iría variando  ligeramente de forma, así que en « Le grand Mystère des Francs-maçons Révél » de 1724, se dice esta frase del ritual con una  pequeña modificación: «por el contenido de la santa escritura», mencionando así la santa biblia;  tal y como hacen « Le Grand Mystère ouvert à Tous » 1726 , « La Confession du Maçon » « la maçonnerie disséquée » 1730.

Por el contrario en el siglo XVIII, en las primeras fuentes francesas tales como la «La Divulgation du préfet de police Herault» 1738, « Le Secret des Francs-maçons » 1744"..., el compromiso se pronunciaba con la ayuda de Dios y sobre los evangelios, tiempo después identificado como  el evangelio de San Juan.

Sin embargo, hay algunas excepciones. En efecto el Evangelio no es forzosamente mencionado siempre, es lo que se puede observar por ejemplo en « Le Sceau Rompu »  que no hace referencia a la biblia, , u otro ejemplo «Les Instructions d'Honoré Renard» cuyas intenciones quedan en una evasiva al hablar solo del Libro de la ley.

En el «Régulateur du Maçon» del GOdF de 1801, se constata en dicho juramento la ausencia de la biblia y del Evangelio, que ya que no era en esos momentos de uso general, aunque se constata por ejemplo que la logia Jeanne d'Arc al Oriente de Orleans, que el aprendiz, seguía prestando juramento sobre el Evangelio, el compás y la escuadra.

Para concluir este primer punto, relativo a la biblia y los evangelios algunos rituales franceses como «Le Guide des Maçons Écossais» 1830, se inspiran en la tradición del otro lado del  del Canal de la Mancha,y por ese motivo  la biblia, y el Evangelio están ausentes.

Desde un punto de vista propio por ejemplo de la evolución del Rito Escoceses Rectificado (R E R), los rituales de 1780 mencionan en relación con la promesa pronunciada de no revelar jamás los secretos de la francmasonería, siempre con la ayuda de Dios.

Sin embargo, esta parte ocupa un lugar menos importante en el compromiso de mantener los secretos, en comparación con otros puntos mucho más citados. Por otra lado el hecho de obedecer a las leyes del Estado no es un tema innovador puesto que en « Le Grand Mystère des Francs-Maçons Révélé » de 1724 ya se  especificaba lo de ser fiel al rey». 
Por contra, es un elemento precursor en los rituales en los cuales se halla  la desaparición pura y simple de toda represalia bajo algunas formas posibles.

En la forma definitiva de 1785 y 1787, la estructura del ritual, a nivel de los deberes  experimentó una evolución que resulta de interés considerar y estudiar. Ésta se distingue por las modificaciones siguientes.

Incluso antes de prestar juramento y ser el garante de los secretos, se solicita al futuro demandante para ser masón, ser creyente, e incluso practicante, como era el caso en esa época, y mantenerse fiel particularmente a la cristiandad.

Reaparece también en este compromiso, una represión moral por el hecho de haber sido marginado y no tener orgullo si la promesa fuera traicionada..Pero, se puede señalar el hecho de que el castigo físico hubiera sido eliminado como lo fue en Inglaterra. Sin embargo, esta ausencia conlleva una cierta dificultad en el conocimiento de dicho ritual, también, para la realización de diversos gestos.

Así, para mejor comprender la desaparición del castigo físico, decir que viene inducido por la ética de estos nuevos ritos, y al emitirse al antiguo juramento que permitiría comprender los misterios de la Orden, es por eso,que  en 1782, el convento general de Wilhelmsbad, indicó que éste debía mantenerse en las instrucciones.

De esta manera, en la antigua fórmula del juramento de los aprendices, la existencia de un castigo físico se conoce que estaba presente, y por lo tanto, se corresponde en cualquier punto con los documentos que describirán los juramentos.

Sin embargo, René Desaguliers desea aclarar que este texto anterior no corresponde a los primeros rituales rectificados del convento de las Galias de 1778. En efecto, el origen de esta formulación es imprecisa, pero forma parte al por mayor de la tradición especulativa.

Conclusión sobre el estudio del Juramento
Este estudio nos ha permitido poner de manifiesto en el juramento de la francmasonería operativa, la importancia del secreto, especialmente en la palabra el aprendiz, incluso, algunas veces esto nos puede parecer sorprendente, e incluso resultar difícilmente comprensible. 

Es más, el signo que lo acompaña es sin duda la resultante de una muy transmisión más antigua  incluyendo su visualización, lo que da una idea de la venganza que esto podría traer.

Así nació la certeza de que sin compromiso, no hay un término en la lógica de las cosas ni en el masón, ni en la recepción.

Por ello, el juramento es y sigue siendo un elemento esencial y fundamental para todas iniciaciones. A veces y según el contexto puede existir un juramento sin ceremonia pero lo contrario es absurdo, y estaría en contra de la tradición, e incluso de la transmisión.
A nivel individual, el juramento se ha revestido más o menos de cierta importancia según los orígenes y el país donde es pronunciado. Así, en los países anglosajones se le da más valor y no se puede prometer cualquier cosa, comparado con los países latinos donde a este acto se le asigna un menor rigor.

De tal modo que los que les redactaban debían tener sumo  cuidado de no dar prueba de celo y de autoridad

El juramento a lo largo del tiempo ha sufrido muchas transformaciones tanto en su forma como en sus contenido, y más allá de esta constatación, ello ha traído consigo la aparición de una multitud de nuevas cláusulas que se alejan del sentido inicial que es el secreto de la palabra, para darle un sentido más simbólico vinculado a la francmasonería especulativa.

Es por esto que existen los landmarks que son los garantes de una moral en la redacción de un juramento y ello ha permitido evitar cualquier abuso y evitar las cláusulas demasiado abusivas, como tantas veces quisieron imponer las Obediencias tanto sobre un plan masónico como en el plano profano. En este sentido para que un juramento sea respetado y aplicado es preciso que sea lo menos restrictivo posible para evitar su devaluación.

Las obligaciones fundamentales y complementarias Rito Francés Tradicional.
En la redacción de los rituales del Rito Francés Tradicional, se ha redactado de manera espontánea y era necesario un juramento resultante de este estudio y de esas reflexiones.
En lo que respecta a la estructura de éste, los redactores de este texto han distinguido dos necesidades.

Una obligación fundamental que incluye el concepto de mantener los secretos y de no revelar bajo ninguna forma que pudiera haber; la divulgación está vinculada al castigo,  y por  tanto hereda la tradición operativa.

En una obligación complementaria que agrupa a la idea de fraternidad, sino también, de no revelar la pertenencia de sus miembros, así, como los estatutos y reglamentos. 

Además de que ellos , están ligados unos a otros,  y son la base de la base del juramento.
Para concluir este es el resumen del texto del juramento que se practica en el Rio Francés Tradicional.

En el nivel de las obligaciones básicas:

El entrante se compromete ante el Gran Arquitecto del Universo que es Dios, y sobre el Evangelio de San Juan sobre el cual se posa una espada en presencia de la respetable Logia, y se pronuncia de esta manera su compromiso en su honor, y de su propia voluntad de no revelar lo que le ha sido confiado, o se le hubiera dicho sobre los secretos pasados o futuros sobre la francmasonería

. Esta obligación no se  puede compartir salvo con un hermano reconocido como tal.

Además, el entrante se compromete a no escribir nunca y en cualquier forma estos secretos, y no incitará a ninguna persona a hacerlo. Se velará por que esto sea respetado por cada uno en la medida de sus capacidades. El recipiendario que ha hecho esta promesa sin haberlo pensado y esta es rota se plantearían represalias indescriptibles.

En el nivel de las obligaciones complementarias.
El futuro aprendiz se compromete siempre sobre el Evangelio a amar fraternalmente a sus hermanos y a no divulgar sin su autorización su actividad masónica. También promete durante toda su vida masónica a respetar los estatutos, los reglamentos de su Obediencia y también de todo lo aquello que rija en  su logias como son las normas y obligaciones.

Este juramento concluye invocando la ayuda de Dios y del Evangelio a fin de que su promesa y obligaciones no sean nunca traicionadas y las pueda aplicar.

Epílogo
A través de la investigación del trabajo histórico de René Desaguliers, cabe subrayar que los juramentos, antes y después de la reforma andersoniana, han sido redactados teniendo en cuenta las antiguas obligaciones.

Es importante señalar que este juramento han evolucionado en sus contenidos y han tenido en cuenta la progresión de la sociedad en particular "la democratización de la alfabetización » en los entornos más simples.

Luego este juramento que va ser transmitido prácticamente no va sufrir modificaciones importantes, y es bajo esta forma como hoy en día se efectúa la palabra dada, guardiana de los secretos de nuestro compromiso cualesquiera que sean los ritos.

Por consiguiente, el compromiso en Francia o al otro lado del Canal de la Mancha se reanudaría con   todo el valor del juramento, y de la palabra dada, siempre con la idea de una creencia religiosa de origen judeo-cristiana, puesto que es una promesa hecha según el origen de la nacionalidad en tanto que o bien sobre la biblia o el Evangelio.

Es por esto nuestro autor /nuestro hermano considera que el juramento rebasa el tiempo y las fronteras. Es el vínculo invisible entre todos los masones  puesto que se trata de un patrimonio común.

Además, es también un elemento indisociable y vital en cualquier recepción. Así, sin él, la autenticidad que se concede a esas ceremonias no puede ser una pálida reproducción del valor que se concede a la transmisión y a los contenidos.

Por ello, este compromiso es y debe seguir siendo la piedra angular de la herencia universal de la transmisión masónica y de sus secretos.

Solo de esta manera e llevará a cabo naturalmente la transmisión como siempre se ha efectuado, y así esta fraternidad sobrevivirá a nuestro tiempo en la tierra.

No hay comentarios: